lunes, 18 de abril de 2011

Hace unas semanas una amiga comentaba en una nota de FB sobre la inquietud que tenía de moverse por la ciudad en bicicleta y terminaba su nota preguntando opinión, sugerencia o consejo a sus lectores. La nota tuvo bastantes comentarios y me sorprendió ver que la mayoría eran desmotivando las intenciones de mi amiga.

Razones hubo muchas: la inseguridad, el clima, la falta de educación vial, la falta de vías habilitadas para el tráfico ciclista... todas ciertas... con reservas. Si bien es cierto todo lo anterior, dichas circunstancias afectan tanto al conductor, al peatón como al motociclista y al que anda en camión.

Mi primera respuesta al leer la nota también fue cautelosa, pero luego lo pensé otra vez. Me quedé pensando que mi respuesta se debió a mi propia resistencia, a las respuestas que yo me doy las veces que he pensado en mudarme de medio de transporte.

Cuando leí el comentario de Todavía en el post anterior se me agitaron las ganas que a veces me dan de dejar descansando un rato el carro. Hace ya mucho tiempo que no ando en bicicleta, desde que robaron la que a veces usaba para ir por las tardes a la escuela. Pienso en ella y me cosquillean los pies, los brazos y la cara de recordar la sensación que te provee viajar moviendo las piernas para algo más que acelerar y frenar.

Es cierto. Las condiciones no son muy adecuadas aquí, pero por lo que he leído son los ciclistas los que han ido cambiando las condiciones de sus ciudades y no al revés.

¿Será una cuestión de miedo, de paradigmas lo que nos hace desmotivar las iniciativas de cambio en los demás? Ojalá que contra todos los comentarios mi amiga se anime. Finalmente le envié un enlace a una página de recomendaciones para ciclistas urbanos y yo misma estuve repasando la página y otras en la búsqueda de una bicicleta eléctrica para mí. Ah, porque lo güevas nunca se me va a quitar pero prometo que pondré de mi parte con la pedaleada para cargarla antes de las subiditas.
Un día será y ya verán que les contaré. ¿Ustedes no se animan?

9 comentarios:

sandygallia dijo...

Yo quiero aprender a andar en bici.

Ah! estoy leyendo Mrs. Fry's diary, está de risa loca, recomendado totalmente! =D

Juano T&S dijo...

jajaja, yo estaba pensando llevarme la mía a allá donde vivo para ir a la escuela... aunque pues la escuela me queda a 2 calles y no lo creo necesario jeje pero la debo de arreglar, para algo me a de servir

Amalthea dijo...

Siii! Súbete a la bici! Aunque yo prefiero la versión dominguera para pasear con calmita en un parque y/o con linda vista y no la de las carreras para llegar temprano al trabajo.
Suerte en la mudanza de transporte!

Implicada dijo...

Yo no me animo por las subidas y bajadas pronunciadas que hay acá, ejejeje le saco =)

Alexandro dijo...

Deberíamos de promover el uso de la bici, dejando de lado, cuando sea posible, al menos, al carro y al espantoso transporte público, al menos el de chihuahua capital. Por cierto que hay unos chicos que todos los sábados, si no mal recuerdo, se juntan a las cuatro en la diana cazadora para andar en bicicleta.

saludosssss.

PHERRO dijo...

Teniendo las precauciones necesarias no pasa nada. Aunque uno de los problemas es el espacio, pues si no hay vías exclusivas para los ciclistas, deberá tener extremo cuidado, porque los automovilistas a veces no son muy pacientes y rara vez ceden el paso, entonces siempre debe estar alerta y tratar de anticipar las maniobras de los demás, hasta de los peatones.
Pero de que se puede, se puede.
¡¡Oye!! Una bici con motor no es bici.
Cuídate ¡Masiiiiiita!, que estés bien, luego nos leemos.

todavia dijo...

Uyyy la bicicleta es la experiencia que cambio mi vida. Tengo,mmmh deja ver...como 15 años de experiencia circulando en bici por la ciudad, los primeros diez en el DF, el cual me recorri de cabo a rabo y puedo asegurarte que ni el peligro, ni la inseguridad ni la falta de vias, ni la educacion vial de automovilistas, peatones y otros ciclistas son obstaculo para andar en bici. Hacerlo ha cambiado incluso mi caracter. Yo afirmo que es posible cambiar el auto por la bicicleta en un 80% de nuestras salidas y que es completamente seguro circular en ellas, aunque si hace falta aprender a convivir con todos los inconvenientes, aprender algo de mecanica y que hacer cuando se pedales con aire, con lluvia, en subidas y bajadas para no fastdisrnos a las primeras de cambio. Anima a tu amiga! es bien lindo.

La Marce dijo...

Patines ochenteros blancos con luces multicolor tambien se vale?

Ann dijo...

ondas de economía me hicieron usar la bici para salidas cercanas, una de ellas ir al super con mochila para traer la despensa, compro de a poquitos solo para mi, pero la última salida me dejo con varios moretones por que un automovilista tuvo la gentileza de subirse a la ciclo vía que corre a la par de la avenida, mis latas de atún aún no se recuperan del impacto.
para llegar a mi oficina tengo que tomar la autopista y a menos que piense en suicidio no es una buena idea sacar la bici.
a pesar de ello creo que podemos cambiar los autos y camiones por una buena hora de bicicleta.

saludos!!